¿Quién paga el seguro de hogar en casa de alquiler?

Quién paga el seguro en una vivienda alquilada

Una duda habitual entre propietarios e inquilinos es preguntarse quién paga el seguro de una vivienda alquilada y también cuestionarse si es obligatorio contratar un seguro para un piso de alquiler. En este artículo queremos dar respuesta a estas preguntas y aportar toda la información sobre este tema. 

Sobre la pregunta de quién paga el seguro de hogar en una casa de alquiler, lo cierto es que las dos partes deben pagarlo, ya que tanto propietario como inquilino tendrán que contratar su propio seguro. A continuación, vamos a explicar los conceptos que hay que conocer para diferenciar entre el seguro que debe contratar el arrendador y el que debe contratar el arrendatario. 

¿Qué conceptos hay que tener en cuenta en los seguros de hogar?

Podemos decir que hay tres puntos fundamentales por conocer y tener en cuenta en los seguros de hogar

  • El primero de ellos es el de “continente”, el cual hace referencia a la vivienda en sí, a la estructura del edificio, a los materiales con los que están construidos y también a las instalaciones de los suministros, como las tuberías. 
  • El segundo punto es el “contenido” que es todo lo que hay dentro de la vivienda, desde muebles, objetos personales o aparatos electrónicos. 
  • El tercer y último punto es la “Responsabilidad Civil”, la cual es la cobertura que cubre las reparaciones o indemnizaciones que se ocasionen en la vivienda y puedan afectar a un tercero. 

¿A quién corresponde cada concepto?

Todo lo relativo al continente corresponde al propietario, por lo que debe contratar un seguro para la vivienda. En el caso de que los materiales o la estructura del inmueble se viesen afectados y no sea culpa del inquilino, el seguro de hogar contratado por el propietario será el que tenga que responder. 

Por otro lado, todo aquello relacionado con el contenido es competencia del inquilino y deberá contar con un seguro con el que proteger todo el contenido que esté en la vivienda y que sea suyo, como puede ser la televisión, el ordenador o la ropa. Pero, sobre todo, ese seguro debe cubrir el contenido en situaciones de robo y ahí, el seguro del propietario no tendrá por qué responder. 

En lo relativo a la Responsabilidad Civil de la vivienda alquilada, dependerá de la situación y también de la culpabilidad. En el caso de que el problema sea originado por el inquilino, como por ejemplo dejar un grifo mal cerrado, tendrá que ser su seguro el que tome cartas en el asunto. 

Por el contrario, si el piso tiene una gotera o humedades que afectan al vecino y no están derivadas de un mal uso por parte del inquilino, el seguro del propietario será el que se haga cargo de reparar el daño, ya que la vivienda es suya. 

Una vez que conocemos las situaciones para los seguros de Responsabilidad Civil, cuando haya que contratar un seguro de hogar para un piso de alquiler, lo mejor es que las dos partes contraten su propio seguro de hogar para que tanto propietario como inquilino estén protegidos. 

Puede que te interese: ¿Es obligatorio contratar seguros de hogar en los pisos de alquiler? 

¿Cuáles son las coberturas imprescindibles de un seguro de hogar en pisos de alquiler?

Tanto si eres propietario como inquilino, es fundamental conocer las coberturas que no pueden faltar antes de contratar un seguro de hogar. Las coberturas deben responder frente al continente, el contenido y frente a la Responsabilidad Civil, dependiendo de quién es la persona que lo contrata. 

Coberturas del seguro de hogar para el propietario

Como propietario de una vivienda de alquiler, conviene valorar dos tipos de seguro. Por un lado el seguro de hogar habitual que da la protección que se necesita frente a los daños que sufra la vivienda sin que él sea el responsable de los mismos. Estos daños pueden estar ocasionados por inundaciones, incendios o daños eléctricos. Además, ofrece asistencia jurídica y, por supuesto, incluye la Responsabilidad Civil que cubre e indemniza los daños que se puedan provocar en el inmueble y que afecten a un tercero. 

El segundo tipo de seguro de hogar es el seguro para propietarios que hace frente a las situaciones de impago del alquiler por parte del inquilino y con el que se garantiza el reembolso de las rentas. Al mismo tiempo, indemniza por el impago de los recibos de los suministros al mismo tiempo que ofrece defensa jurídica para ayudar a solucionar los posibles problemas que haya con el inquilino. 

Coberturas del seguro de hogar para el inquilino

El seguro de hogar para inquilinos, además de ofrecer protección al contenido, también protege al casero. El inquilino cuenta con coberturas como la Responsabilidad Civil frente a terceros, la recuperación de fianzas o el robo. Y, dependiendo de las compañías, pueden incluirse otras coberturas como asistencia en el hogar o trabajos de mantenimiento y bricolaje. 

Ahora ya sabemos quién paga el seguro de una vivienda alquilada y cómo afecta tanto a inquilinos como a propietarios. Tener un seguro de hogar en un piso de alquiler no es obligatorio pero sí muy recomendable. Teniendo en cuenta todo lo que hemos comentado en este artículo, se trata de algo que puede ser de mucha ayuda en el caso de que ocurra algo en la vivienda.

Si estás interesado en contratar un seguro de hogar, en homming te ofrecemos seguros de hogar, tanto a propietarios como a inquilinos para que puedas contratarlos o, simplemente, comparar presupuestos.

Además de mantenerte informado sobre todo lo relacionado con el alquiler de tu vivienda, te ayudamos a llevar una buena gestión gracias a nuestro software de gestión de alquileres. La herramienta perfecta para tener en un solo lugar toda la documentación, la información de tus inquilinos y mantener una correcta comunicación con ellos. ¿Quieres probarlo? Hazlo de forma gratuita aquí.

Artículos relacionados

¡No te pierdas ninguna de nuestras publicaciones!

Suscríbete a nuestra Newsletter.

1
👋 ¿Cómo podemos ayudarte?
Bienvenido a homming 👋
Si gestionas alquileres, eres propietario o quieres empezar a digitalizar la gestión de tus alquileres.
¡Queremos ayudarte!