Blog
imagen-principal

Te damos las claves para encontrar el inquilino perfecto para tu piso de alquiler

Ha llegado el momento, por fin has tomado la decisión de alquilar tu piso, pero las dudas te asaltan y seguro que muchas de ellas están relacionadas con los inquilinos. Te preocupa que no cuiden la vivienda o que no te paguen el alquiler cuando corresponde. No te preocupes, estás en el lugar adecuado, te vamos a dar las claves para encontrar al inquilino perfecto.

Somos conscientes de que encontrar al inquilino adecuado es una tarea complicada, pero no es imposible. Lo que un propietario espera de sus futuros inquilinos es que cuiden el piso como si fuese suyo y, por supuesto, cumplan con los pagos del alquiler. Sabemos que hay gente dispuesta a comprometerse y asumir esas responsabilidades, pero hay que saber identificarla y encontrarla. 

Consejos para encontrar al inquilino perfecto

En homming queremos ayudarte a que alquilar tu vivienda sea un proceso sin complicaciones y en el que todo salga bien, por eso hemos recopilado una serie de consejos con los que conseguir el inquilino perfecto para tu vivienda de alquiler. Toma nota. 

¿Qué tipo de persona quieres que viva en tu piso?

Definir el público al que quieres dirigirte es fundamental para dar con el inquilino ideal. Primero debes establecer cuáles son las cualidades de las personas que hacen que sea la elección correcta, por ejemplo, quieres que los inquilinos sean una familia con hijos y que los padres tengan trabajo y solvencia para pagar el alquiler. 

Una vez definido esto, debes estudiar si la vivienda está preparada para acoger a ese tipo de familia y si cuenta con todas las comodidades. Por ejemplo, hay que tener en cuenta el número de habitaciones de la casa, su situación en lo referente a colegios y la amplitud del piso para que puedan estar todos cómodos. Esto es solo un ejemplo, los factores cambiarán si lo que quieres es alquilarlo a una pareja joven o a una sola persona. 

Prepara el anuncio del alquiler teniendo en cuenta tu público

Ahora que ya tienes decidido el público al que te vas a dirigir, el anuncio del piso de alquiler debe dirigirse a ellos. Hay que destacar las cualidades que son primordiales para ese público: número de habitaciones, espacio disponible en la casa, número de baños, comunicación y servicios del barrio, etc. 

Y no solo se trata de redactar un buen anuncio, incluir imágenes de alta resolución y videos también es fundamental para que la oferta de alquiler llegue a las personas que quieres.   

Solvencia y estabilidad, dos requisitos esenciales

Ya tienes tu público objetivo, has puesto el anuncio y has empezado a recibir mensajes de personas interesadas. A partir de aquí, comenzarán las visitas a la vivienda, es entonces cuando les podrás conocer en persona y podrás hablar con ellos. 

En esas conversaciones es importante que salga el tema de la solvencia económica, por ello, puedes solicitar el contrato laboral, las últimas nóminas, la vida laboral o el DNI. De esta manera podrás conocer su nivel de ingresos y la estabilidad económica que tiene. Lo recomendable es que la renta no supere el 40% de los ingresos familiares. 

Solicitar garantías complementarias

Puede que se dé el caso que el posible arrendatario no pueda demostrar la solvencia a través de la nómina o el contrato laboral, por eso muchos arrendadores solicitan, además del mes de fianza, una garantía adicional correspondiente a otro mes de alquiler. Esa garantía adicional puede ser solicitar que el inquilino sea avalado por una tercera persona, como un familiar. A ese avalista se le pide la misma información que se le pedirá al inquilino, como las nóminas o el contrato laboral. 

Recuerda que en la Ley de Arrendamientos Urbanos se establece la obligatoriedad del pago de una fianza y que esta debe depositarse en el organismo correspondiente. Esta fianza se puede usar para reparar la vivienda si sufre daños a lo largo del tiempo que dure el contrato. 

Si quieres más información sobre la fianza, en nuestro blog tenemos un artículo muy completo con todo lo que debes saber sobre la fianza como propietario

Conversaciones y posibles referencias

Por supuesto, la capacidad de poder pagar el alquiler no garantiza el cumplimiento de esta obligación, por eso son tan importantes las conversaciones con ellos. Podrás conocerlos mejor, saber cómo son y ver su predisposición a asumir la responsabilidad de un contrato de alquiler. 

Además de ello, y para estar más seguro de que haces la elección correcta, puedes pedir al posible inquilino que te dé referencias de otros pisos de alquiler donde ha estado. Gracias a ello hablarás con antiguos arrendadores de esa persona que aseguren que cumplen con el pago. 

No te fíes de una persona demasiado perfecta

En el sector del alquiler también hay estafadores, personas que nos dicen todo lo que queremos oír: ganan mucho dinero, son limpios, educados, respetuosos con los vecinos, no hacen fiestas, etc. Por desgracia, no hay que fiarse de ellos, tanta perfección puede ser sospechosa. 

Contratar un seguro de alquiler

No hay una fórmula infalible que nos ayude a encontrar al inquilino ideal de nuestro piso de alquiler, por eso una buena recomendación es contar con un seguro de impago de alquiler. Estos seguros incluyen un scoring de inquilinos y que el inquilino potencial sea “apto” es la primera barrera a pasar para poder optar al inmueble. Si el inquilino deja de pagar la renta e inclumple las responsabilidades firmadas en el contrato, estos seguros suelen cubrir hasta 12 meses de la renta. 

Si no conoces bien cómo funcionan, este artículo sobre los seguros de alquiler de nuestro blog puede resolverte muchas dudas

Contar con la ayuda de profesionales

Si de forma particular no te ves capaz de llevar a cabo esta labor, optar por profesionales puede ser una buena decisión. Los gestores profesionales de alquiler se encargan de todo, incluso de encontrar al inquilino perfecto para tu vivienda. Estudiarán su solvencia, les conocerán y, gracias a su amplia experiencia en el ámbito inmobiliario, detectarán a posibles estafadores. 

Si todavía dudas de alquilar tu piso de forma particular o con un gestor, en nuestro blog te hablamos de ello y te contamos las ventajas y las desventajas. 

Lleva una correcta gestión del alquiler

Encontrar al inquilino perfecto es un gran paso, pero después es importante llevar una buena gestión de la propiedad para que no haya sustos. ¿Cómo puedes hacerlo? En homming contamos con un software de gestión de alquileres con el que te ayudamos a conseguirlo. 

En un solo lugar tendrás todas las herramientas necesarias para gestionar el alquiler de tus inmuebles. Está pensada tanto para particulares como para gestores de alquileres profesionales, con homming la eficiencia está asegurada. Los propietarios, gestores e inquilinos tendrán la tranquilidad de que todo está bajo control. Ponte en contacto con nosotros y empieza a probarlo de forma gratuita